Cómo Enseñar Otros Idiomas a Niños Pequeños

Enseñarle otro idioma desde pequeño es mucho más fácil, ya que está en pleno desarrollo.

Hoy en día, hablar un nuevo idioma es beneficioso para el desarrollo educativo y profesional, de grandes y pequeños. Cada vez más buscamos perfeccionar una nueva lengua, sin embargo, mientras más edad se tiene más difícil es aprender. Es por esto que enseñarles a los más pequeños de la casa, a una edad más temprana, es de gran importancia, así se van familiarizando con la gramática y habitúan el oído al idioma. Este último punto es esencial, ya que para desarrollar las habilidades orales, siempre será necesario exponerlos a los sonidos y pronunciaciones propias de una lengua.

Para facilitar el proceso de aprendizaje en los niños, se pueden usar varios métodos. Kinder My Garden te propone cuatro de ellos para maximizar el aprendizaje, mientras disfrutan del juego:
Uso de tarjetas ilustradas:
Estas tarjetas son ideales para despertar la curiosidad de los niños. Son excelentes para asociar palabras con ilustraciones y jugar de diferentes maneras. Es importante siempre hallar maneras creativas de usarlas para que el juego no se torne monótono y el niño no se aburra.
Uso de la música:
En este caso, las canciones deben ser usadas en un principio como fondo musical. Se les puede adaptar coreografías pequeñas o algunos movimientos para que aprendan el ritmo y la melodía. De esta forma, poco a poco se habituarán a la canción y se fijarán un poco más en la letra. Igualmente, les ayuda a desarrollar ese oído tan necesario a la hora de aprender nuevos idiomas.
Leer cuentos:
El amor a lectura se puede inculcar a temprana edad. Cuando los padres les leen a sus niños, los ayudan a asociar las palabras con las imágenes. Igualmente, se pueden incorporar sonidos o expresiones para hacer el relato más dinámico, y que el pequeño también haga una relación con su lengua materna. Un gran recurso es el uso de libros bilingües, los cuales dan la facilidad de visualizar los dos idiomas en una misma historia.
Ver dibujos animados y películas en su idioma original:

Si bien el uso de la televisión como entretenimiento y recurso aún está en debate, es indiscutible que ver de forma controlada dibujos animados y películas en su lengua original es beneficioso. Los niños pueden disfrutar de sus series y películas favoritas, mientras aprenden a asociar palabras con imágenes. Los padres pueden aprovechar esos momentos y hacer de esto una actividad familiar.

Estos son sólo algunos de los métodos que puedes utilizar para enseñarles a tus niños una nueva lengua, de forma más dinámica y divertida. En algunos casos, ser padres requiere desarrollar una gran creatividad para mantener a los pequeños entretenidos e interesados, es por ello que siempre pueden surgir nuevas ideas y juegos originales para introducir una nueva lengua. Si quieres conocer más sobre este y otros temas relacionados con los más pequeños de la casa, no te olvides de seguir a Kinder My Garden, a través de sus redes sociales y compartir tus opiniones.

En esta institución, tus hijos aprenderán inglés, a través de actividades recreativas y divertidas.

Instagram: kindermygarden

Add your thoughts

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *